0

La Iglesia de San Ginés en Guadalajara (II)

Publicado por el .

La Iglesia de San Ginés en Guadalajara

Hemos tomado como punto de partida a la Iglesia de San Ginés en la ciudad de Guadalajara, logrando encontrar una gran cantidad de maravillas a nuestro paso, siendo una de ellas la gran Olma y que es motivo de visita para todas aquellas personas que llegan a la ciudad en diferentes épocas del año.

Otro lugar que seguro encontraremos luego de haber partido desde la Iglesia de San Ginés se encuentra en la Puerta de Bejanque, misma que según la historia de Guadalajara por parte de las murallas que llegó a defender la ciudad en el siglo XIV, la cual en sus orígenes también habría contado con una planta pentagonal y un espolón que estaba orientado hacia el lado Este; aquí podremos disfrutar la presencia de un barco de ladrillo árabe, el cual prácticamente nos da paso hacia una plaza en donde existe gran cantidad de bares y restaurantes.

Más de la Iglesia de San Ginés

Por la Iglesia de San Ginés pasa otra de las calles que son considerados de gran importancia en Guadalajara, misma que es nombrada como la Virgen del Amparo y cuya dirección hacia el sur nos conduce hacia el Parque de la Concordia, misma que también nos comunicara con el Panteón de la Condesa de la Vega del Pozo. A pesar de que la Iglesia de San Ginés fue construida en el año de 1561, se dice que antiguamente habría pertenecido al Convento de Santo Domingo de la Cruz, mismo que actualmente ya ha desaparecido.

en la fachada principal de la Iglesia de San Ginés podremos apreciar a un arco volado cuya decoración es de estilo renacentista; si préstamos atención al rosetón central, podemos apreciar al escudo que pertenece a la Orden de Santo Domingo. En el interior del Iglesia se encuentran presentes los mausoleos de la familia Mendoza, las estatuas que hacen referencia a los fundadores del convento, las cuales habrían sido transportadas desde el Monasterio Jerónimo de Santa Anna en Tendilla, el cual ya ha desaparecido y cuya tarea se realizó en el siglo XIX.

Te puede interesar

Escribe un comentario