0

Alcázar real de Guadalajara

Publicado por el .

El Alcázar de Guadalajara es una fortificación que data del s. IX y está situada en la entrada oeste de la ciudad, junto a la Puerta de Bradamarte. Es de origen andalusí, pero con el paso del tiempo tuvo diferentes funciones y modificaciones; en un principio y en época andalusí, su función era la de base militar, por ser un lugar de paso hacia las batallas que se libraban contra los ejércitos cristianos del norte de la península. Pero en el año 1085, la ciudad de Guadalajara es reconquistada por los cristianos, y el Alcázar pasa a tener la función de Palacio Real, siendo lugar de estancia para los Reyes de Castilla y gozando de gran esplendor.

Esta situación no dura mucho tiempo, y debido al paso del tiempo, y la construcción del nuevo Palacio del Infantado, como nuevo lugar de residencia, el Alcázar pasa a caer en el olvido y comienza a ser usado como almacén.

Poco a poco va entrando en ruinas. Pero su prácticamente destrucción tuvo lugar en el año 1520 cuando los nobles y el pueblo de Guadalajara se atrincheraron en él para sumarse a la causa de los Comuneros de Castilla. Con la toma de Guadalajara por parte de las tropas de Carlos I, su destrucción es prácticamente total.

Para concluir, durante la Guerra Civil, en un ataque aéreo, dónde se destruye el Palacio del Infantado y parte de la ciudad de Guadalajara, termina acabando con lo que quedaba del Alcázar.

Te puede interesar

Escribe un comentario